Lesiones de ligamentos, ¿cómo es el postoperatorio de rodilla?

El postoperatorio de una cirugía de rodilla por lesiones de ligamentos requiere la inmovilización con ortesis.

La cirugía de rodilla suele ser la opción más habitual.

Los ligamentos son unas estructuras que estabilizan la rodilla. Su trabajo consiste en limitar la movilidad para mantener una biomecánica adecuada. Sin embargo, aumentar la exigencia sobre ellos, un traumatismo o un mal movimiento puede desgarrarlos o romperlos. Para tratar las lesiones de ligamentos, la cirugía de rodilla suele ser la opción más habitual. Aunque siempre hay que valorar cada caso.

Diferentes tratamientos en función del tipo de ligamentos que se lesionan.

En el caso de las lesiones de ligamento cruzado anterior si se producen en personas mayores o con un nivel bajo de actividad física es preferible optar por un tratamiento conservador. E inmovilizar y estabilizar la rodilla con rodilleras. Pero en jóvenes de gran actividad y en deportistas es preferible la cirugía de rodilla. Si el lesionado es el ligamento cruzado posterior, una buena inmovilización ayuda a que cicatrice bien. Por lo que respecta al ligamento lateral interno, rara vez precisa cirugía, mientras que ocurre lo contrario con el ligamento lateral externo, que sí necesita reparación quirúrgica.

Las lesiones de ligamentos cruzado anterior aparecen por un traumatismo o un mal movimiento

La lesión de ligamentos más habitual y conocida es la del ligamento cruzado anterior. Es la que más afecta a deportistas. En este caso, cómo hemos dicho, la mejor opción es la cirugía de rodilla. ¿Por qué? Primero para que puedan volver a su rutina habitual. Y segundo porque en muchas ocasiones un ligamento cruzado anterior roto que no se ha intervenido muestra signos degenerativos con el paso del tiempo.

Cirugía de rodilla ¿En qué consiste?

La cirugía de rodilla de las lesiones de ligamentos cruzados se suele realizar con una técnica artroscópica. Se sustituye el ligamento afectado por un tendón del paciente. Ese tendón, con el tiempo, realizará la función del ligamento desgarrado, estabilizando la articulación.
Pero para llegar a ello es fundamental el postoperatorio de la rodilla. Y en él hay dos aspectos clave: la rehabilitación, y el uso de una ortesis de rodilla de control de movimientos. Hacer un buen postoperatorio de la rodilla hará que el periodo de recuperación sea menor. Este puede oscilar entre los seis y los nueve meses, según cada caso.
Durante las primeras semanas del postoperatorio de la rodilla, tras una cirugía de ligamento cruzado anterior, se deberá usar una ortesis para inmovilizar y descargar la articulación. El objetivo es evitar movimientos que puedan generar tensión y que impidan la correcta reparación de las lesiones de ligamentos.
En Orliman contamos con dos ortesis que limitan el movimiento de flexión y extensión y ayudan en la recuperación. En ambos casos, los elementos acolchados transpirables y antideslizantes garantizan que se mantengan firmes en la pierna y su comodidad de uso. Además, ayudan a retomar la actividad de manera gradual y con seguridad.
Por un lado, está la Ortesis de rodilla con bloqueo. Diseñada para ofrecer un control perfecto de la movilidad de la rodilla (desde la extensión total 0º a 120º de flexión), como ocurre en el postoperatorio de la rodilla. Es regulable en altura, posibilitando un ajuste confortable.

La otra opción es la Ortesis de rodilla regulable con bloqueo (4 bandas estrechas, 4 cin-chas). Aporta estabilidad e inmovilización. Su sistema de bloqueo, con un control de la flexión de 0º a 120º (en intervalos de 10º) y un control de la extensión de -10º a +30º (también en intervalos de 10º), ofrece un perfecto control de la movilidad. Además es ajustable.
Dependiendo del caso, entre las 8 y las 12 semanas, se inicia la rehabilitación. Es un proceso lento, ya que hay que trabajar la musculatura para fortalecerla. También realizar ejercicios de reeducación de la marcha, potenciación de cuádriceps e isquiotibiales y ejercicios de propiocepción para dar estabilidad a la rodilla, … El objetivo es ir avan-zando con cuidado, para volver a la normalidad lo antes posible sin secuelas. Por ello el postoperatorio de rodilla se ajustará a cada situación. Siempre teniendo en cuenta la funcionalidad del paciente antes de la cirugía de rodilla. Y los objetivos de movilidad que tienen para el día después.

Deja un comentario