lesiones más frecuentes en el Running

¿Cuáles son las lesiones más frecuentes en el Running?

Correr está de moda. Cada vez más personas se suman a este deporte y se lanzan a practicarlo buscando mejorar su salud, apariencia física o por diversión. Pero no consideran las lesiones más frecuentes en el Running y los riesgos que conllevan.

La rodilla, el pie y tobillo son las zonas donde más aparecen. Son las que reciben los impactos que se producen al correr, además de soportar el peso del cuerpo. ¿Sabes cuáles son las lesiones del runner más frecuentes? Desde Orliman te las contamos.

Lesiones del corredor: rodilla

Entre las lesiones del corredor más frecuentes nos encontramos con las lesiones de rodilla como pueden ser:

Tendinitis rotuliana

Hielo para bajar la inflamación, reposo y, más tarde, ejercicios para reforzar la musculatura es la forma de tratarlo.

Además, es conveniente usar una rodillera como la Rodillera con rodete en silicona de Orliman para ayudar a la recuperación y prevenir la inestabilidad.

Rodilla del corredor o condropatía rotuliana

El dolor aparece en la cara externa de la rodilla al poco tiempo de empezar a correr. Se produce por el rozamiento de la banda ileotibial al flexionar y extender la rodilla.

El tratamiento consiste en descanso y ejercicios para fortalecer los músculos de las piernas. La rodillera de Orliman puede ayudar a proteger la zona y a la recuperación.

Lesiones más frecuentes en el Running: pie

Otras de las lesiones más comunes en el Running son las lesiones en el pie. Entre ellas destacamos:

Fascitis plantar

Es la inflamación de la fascia que recubre los músculos de la planta del pie. Suele aparecer por el uso de un calzado inadecuado o debilidad muscular.

El tratamiento consiste en un vendaje funcional, hielo y descanso los primeros días y después ejercicios para fortalecer la musculatura.

Esguince de tobillo

Se produce una distensión o rotura de las fibras musculares al correr sobre superficies irregulares o resbaladizas. Lo más característico es el dolor de la zona y la inflamación.

Lo mejor es reposo, hielo y un vendaje del tobillo. La Tobillera con sistema de estabilización cruzado de Orliman ayuda a limitar los movimientos y a estabilizar la zona.

Estas son las lesiones más frecuentes en el Running más típicas. Aunque también lo son la periostitis tibial o la fractura por estrés de los metatarsianos

Consejos para evitar lesiones en el Running

Las lesiones en el Running son muy frecuentes si no tomamos precauciones como trabajar bien la técnica de carrera y fortalecer los músculos. Rodilla y tobillo son los que se llevan siempre la peor parte. Aún así, las lesiones en el Running pueden aparecer.

Por ello es importante seguir unos pequeños consejos para evitar las lesiones más frecuentes en el Running y disfrutar de este deporte:

  • Llevar una buena equipación. Puede ser que nos iniciemos en el running porque consideramos que es un deporte barato, pero vale la pena invertir en unas buenas zapatillas, adecuadas a nuestras necesidades y a nuestra pisada. Nos ayudarán a evitar muchas lesiones del pie al correr.
  • Siempre hay que precalentar y al acabar estirar. Hacer algunos estiramientos y ejercicios de precalentamiento de los músculos evita que el cuerpo sufra y aparezcan las lesiones en el Running más típicas. Y lo mismo ocurre al finalizar el entrenamiento o la carrera, hay que hacer estiramientos para relajar los músculos. Y nunca entrenes por encima de tus posibilidades.
  • Ponte en manos de profesionales. Si te gusta correr, es conveniente que te pongas en manos de un profesional para que te enseñe algunas técnicas del running. Así tendrás más control sobre los movimientos que realizas y sufrirás menos lesiones del runner. Y es imprescindible visitar a algún fisioterapeuta para recibir tratamiento que ayude a tus músculos.

Recuerda que las lesiones en el Running son muy frecuentes si no se tiene cuidado y, sobre todo, si no escuchas a tu organismo.

Deja un comentario